Print

Con énfasis en educación para la conservación finalizó curso de “Gestión local para la conservación de las áreas protegidas”

En Los Lagos, Aysén y Magallanes

30 representantes de 19 municipios de la Patagonia chilena, de los gobiernos regionales de Los Lagos, Aysén y Magallanes, y de Conaf y las Seremías de Medio Ambiente aprobaron el curso “Gestión Local para la Conservación de las Áreas Protegidas”, impartido en alianza entre la Universidad Austral de Chile y la Estrategia de Comunidades Portal de las Áreas Protegidas de la Patagonia chilena. Se trata del primer curso de esta naturaleza llevado a cabo por la Academia de Áreas Protegidas y Comunidades del Programa Austral Patagonia (UACh).

La capacitación tuvo por objetivo contribuir al capital humano y social de los territorios de la Patagonia chilena, y, en ese sentido, los alumnos desarrollaron 19 proyectos finales, intentando ser un aporte al fortalecimiento de las capacidades de gobernanza y participación de las comunidades locales en la gestión de las áreas protegidas de sus territorios. 

Los trabajos finales de la Región de Los Lagos apuntaron especialmente a la educación ambiental para la conservación de las Áreas Protegidas en Chaitén, y a una cartografía participativa de las Áreas Protegidas de la comuna de Puerto Montt para la promoción de la educación ambiental al aire libre en establecimientos educacionales, en el marco del involucramiento de las comunidades con sus Áreas Protegidas.

En cuanto al fortalecimiento de las economías locales en vinculación con las Áreas Protegidas, destaca un plan integral de posicionamiento y difusión de la Reserva Nacional Futaleufú. Y finalmente, en materia de incidencia en políticas públicas, destaca la propuesta de mesas de Áreas Silvestres Protegidas de Alto Palena y de Áreas Protegidas en los Territorios de Cochamó y Hualaihué; y la planificación comunal y participación ciudadana en vinculación con la conservación y protección del Parque Nacional Alerce Andino y su biodiversidad.

En la Región de Aysén apuntaron en primera instancia a la gobernanza y a la creación de áreas protegidas a través de las siguientes propuestas realizadas por los participantes: un Consejo Asesor en Áreas Protegidas de la Región de Aysén, un Plan de Vigilancia y Observación local en el Área Marina Costera Protegida Pitipalena-Añihue, la creación de un AMCP-MU Guaitecas Corcovado, y la solicitud del Bien Nacional Protegido Ventisquero Jorge Montt.

En cuanto al fortalecimiento de las economías locales en vinculación con las áreas protegidas, destaca una propuesta de gira de familiarización de representantes de Puerto Gala y Melimoyu al PN Queulat. Y en lo que respecta al involucramiento de las comunidades con las áreas protegidas los alumnos propusieron un plan de extensión y motivación, a través del involucramiento ciudadano para el Bien Nacional Protegido Parque Glaciar Mosco, Villa O’Higgins.

Los proyectos presentados por los representantes de Magallanes demostraron un fuerte interés y enfoque hacia temas de educación para la conservación y ambiental para el público escolar y general, por ejemplo, con iniciativas de visitas y salidas a terreno a las áreas protegidas de Última Esperanza, acciones para la valoración y cuidado de humedales urbanos como el de Porvenir y el Parque María Behety en Punta Arenas, o de educación vinculada al turismo científico en Pali Aike; y en materia de incidencia pública, destaca la propuesta de creación de una Dirección de Sostenibilidad, Innovación y Turismo en Punta Arenas.